Mira el video de arriba y habla al respecto con un grupo o mentor. Más información.

Todos tenemos miedos diferentes, algunos razonables y otros no. El miedo puede protegernos, pero también puede paralizarnos de honrar a Dios.

Puntos claves:

  • El miedo es una experiencia común. El miedo toma muchas formas: miedo, terror, ansiedad, preocupación y más. El miedo es una reacción natural al peligro oa la amenaza de dolor.
  • El miedo puede ser malo o bueno. El miedo puede ser bueno porque puede protegernos de peligros reales. Puede asegurar que ejercemos la precaución adecuada cuando sea necesario. Pero el miedo nos puede impedir confiar en Dios.
  • Escucha tu miedo. Confía en tu miedo. No lo niegues ni finjas que no lo tienes. El miedo en sí no es un pecado. Dios puede usar el miedo para ayudarte a entenderte a ti mismo.
  • Actúa con fe, no con miedo. los emoción El miedo no se opone a la fe. La fe es sobre la acción, no la emoción.

Citar esto:

Salmo 55: 4-5 Mi corazón late en mi pecho. El terror de la muerte me asalta. El miedo y el temblor me abruman, y no puedo dejar de temblar.

Ver también: Emociones Fe

Habla al respecto
  1. ¿Cuál es tu reacción inicial a este tema? ¿Qué sobresalió?
  2. En una escala de 1 a 10, ¿cuánto te gustan las películas de terror o los juegos mecánicos?
  3. ¿Cómo es el miedo una experiencia común y única?
  4. ¿Cuándo puede el miedo ser útil? ¿Cómo has experimentado eso?
  5. Lea el Salmo 55: 4-5. ¿Cuándo puede el miedo ser pecaminoso? ¿Cómo has experimentado eso?
  6. Lee Mateo 26: 36-37. "La emoción del miedo no se opone a la fe". ¿Cómo demostró Jesús esto? ¿Cómo puedes aprovechar tu miedo para impulsarte a hacer lo que Dios quiere que hagas?
  7. ¿Cómo puede una persona evaluar qué acción tomar cuando enfrenta un temor particular?
  8. Escribe un paso de acción personal basado en esta conversación.

Seguir hablando: